Inicio Noticias La vulgaridad se siente en nuevos temas

La vulgaridad se siente en nuevos temas

0
Compartir

De nuevo los exponentes urbanos locales se est√°n dejando seducir por las l√≠ricas pasadas de tono, y evadiendo el compromiso de grabar letras limpias. A principio de su creaci√≥n, la m√ļsica urbana de Rep√ļblica Dominicana llevaba en sus ra√≠ces (el hip hop) promover los derechos humanos y la cultura a manera de rebeli√≥n contra los sistemas pol√≠ticos; a poco tiempo, debido a su popularidad fue mutando su contenido a un estilo mediocre y, por lo tanto, m√°s comercial para las masas.

El promover la vulgaridad, la violencia y el sexo f√°cil en este g√©nero musical era una pr√°ctica que resultaba divertida tanto para el emisor como para el receptor. Con el paso del tiempo los exponentes fueron amasando fortuna y el incrustarse en otras clases sociales los llev√≥ a reducir esta forma asqueante de hacer m√ļsica.

Hoy en d√≠a esta pr√°ctica de letras sucias est√° imperando de nuevo, contribuyendo a un ‚Äúdesagrado social‚ÄĚ que d√≠a a d√≠a crece por falta educaci√≥n y valores.

Aunque son muchos los talentos quienes no miden el alcance ni las consecuencias de sus canciones al momento de entrar a un estudio de grabación, dentro de los más populares que deberían dar el buen ejemplo por la oportunidad que se le ha dado, se puede mencionar a Shelow Shaq como uno de los principales obreros urbanos que suscita un mensaje negativo en sus temas.

Canciones como ‚ÄúTu maldita madre‚ÄĚ en sus ambas versiones, ‚ÄúMe beb√≠ una pastilla‚ÄĚ, y la mayor√≠a de su participaci√≥n en remix y featuring en el 2017, este artista urbano se la pas√≥ dando catedra de c√≥mo ser el l√≠der de la violencia y la vulgaridad.

A esta modalidad se suma El L√°piz, ¬°s√≠, El L√°piz!, el mismo que se pasa todo el tiempo promulgando ser una especie de deidad libertador de los oprimidos siendo ‚Äúconciente‚ÄĚ, que de consciente no tiene nada, ya que lo que hace con las manos lo desbarata con los pies. Despu√©s de lograr un a√Īo de √©xito con su √°lbum ‚ÄúLatidos‚ÄĚ, su imagen merm√≥ en la clase alta debido a sus temas ‚ÄúTamo Jevi‚ÄĚ y su participaci√≥n en ‚ÄúLimonada coco remix‚ÄĚ. En ambas canciones hace uso de un lenguaje aberrante.

Fama con violencia
Aunque El Alfa hoy en d√≠a goza de un buen momento, esta fama la ha ganado a base de sembrar en sus temas sexo y violencia como en sus temas ‚ÄúSuave‚ÄĚ, ‚ÄúUzi‚ÄĚ, ‚ÄúMillonario al tiro‚ÄĚ y muchos m√°s que lo han llevado a estar en la palestra p√ļblica por m√°s de ocho a√Īos.

Ante todo esto, List√≠n Diario consult√≥ algunas figuras que trabajan en la colocaci√≥n y difusi√≥n de la m√ļsica urbana sobre el motivo que conlleva a estos j√≥venes a dar un mal ejemplo en la sociedad. ‚ÄúEn la radio est√°n apoyando esas canciones, los dominicanos limpiaron y se quedaron atr√°s. Adem√°s, las plataformas m√°s importantes en ventas digitales y m√ļsica por streaming su top la dominan canciones de ese tipo, entonces el problema no es local sino mundial‚ÄĚ, explic√≥ Santiago Mat√≠as, mejor conocido como Alofoke.

((M√°s voces
Otras razones

De su parte, el famoso locutor Ignacio Ramos, conocido como El Chico Sandy, expres√≥ que ‚Äúla misma falta de formaci√≥n, el inter√©s de mantener la pegada por encima de los principios, si bien es cierto algunos han tratado de limpiar sus letras, pero en el trayecto o la transici√≥n el p√ļblico ha hecho caso omiso a estos cambios, llevando en estos casos a esos artistas a sus ra√≠ces y grabar sus canciones con baja calidad de letras por el temor de no perder terreno en la pegada‚ÄĚ.

A este rengl√≥n tambi√©n se une la canci√≥n que actualmente mantiene una fuerte pegada llamada ‚Äú√ösala‚ÄĚ de TYS y La Manta, que al escucharla se puede apreciar claramente que hace referencia a que si vas a sacar una pistola √ļsala y ‚Äújala pa mata no para hacer bulto‚ÄĚ.

Otros como Químico Ultramega, que incita al consumo de estupefacientes, El Nene en esa misma línea con un toque de sexualidad se pueden incluir en este listado.

A todo esto cabe destacar que quienes lideran a nivel mundial esta pr√°ctica son los puertorrique√Īos, pero en Rep√ļblica Dominicana no se hace nada para regularizarlos, principalmente en las emisoras donde suenan m√°s que los mismos locales. El tema se vuelve complejo. Y preocupante.

Fuente: Listin Diario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here